DestacadasEditorialPolítica

Urge Plan de Salvación Nacional

Editorial

México está al borde del abismo y es urgente la elaboración de un Plan de Salvación Nacional; la economía caerá al punto más bajo en los últimos 100 años y el desempleo es generalizado, así como el cierre y quiebra de decenas de miles de empresas grandes, pequeñas y medianas, de pequeños negocios, restaurantes y todo tipo de unidades productivas.

La separación entre el Gobierno y el sector privado ha sido evidente desde la Toma de Posesión del nuevo Gobierno, tanto que el Sector Privado Institucionalizado, CCE, fue echado del Palacio Nacional y también fue ignorado en el viaje del Presidente a Washington para la visita a Donald Trump; sin embargo, acaba de ocurrir un nuevo encuentro del Presidente López Obrador con el Presidente del Consejo Coordinador Empresarial Carlos Salazar Lomeli, por el acuerdo para la Reforma de las Pensiones; ésta coyuntura debiera ser aprovechada para reconstruir las buenas relaciones del Ejecutivo Federal con el Sector Privado Institucional, a efecto de elaborar y poner en práctica un Plan de Salvación Nacional que relance la economía del país hacia el crecimiento, provocando inversiones nacionales e internacionales con las que se reconstituya el empleo, se dé nueva vida a las empresas que están quebrando y cerrando y se le brinde oportunidad a los millones de mexicanos que han quedado en el desempleo y que según el INEGI son un millón de trabajadores formales que están en la calle y doce millones de trabajadores informales, pequeños productores, gente que vive en el autoempleo, y que se dedican a actividades productivas informales.

Es necesario dejar atrás todo este camino de demagogia, de división entre los sectores nacionales y de caos económico al que se ha llevado al país.

La Reforma a las Pensiones que se ha acordado entre el Sector Público, el Sector Privado y los Trabajadores, es el ejemplo de que se reabre un camino hacia la unidad nacional que deliberadamente se ha abandonado, pero que debe retomarse para salvar de la miseria y del desempleo a millones de mexicanos.

Así como los intelectuales de México se han unido para plantear la grave crisis por la que atraviesa nuestro país, debe hacerse un llamado a los grandes líderes políticos, sociales e intelectuales de la nación para presentar un Plan de Salvación Nacional al Ejecutivo Federal con la finalidad de que lo ponga en marcha para sacar al país de la postración en que se encuentra. Ahora es el momento; después será demasiado tarde.

Todas las naciones del orbe han establecido programas de rescate económico, tanto la Unión Europea como los Estados Unidos de América, la República Popular China, la India, Canadá y muchos países y regiones económicas; tenemos el T-MEC como un motor de impulso al comercio exterior; ahora hay que elaborar un Plan Económico de Salvación Nacional que permita sobrevivir y recuperarse a las empresas nacionales, tanto industriales, como agrícolas, agropecuarias, comerciales y de servicios.

Ahora o nunca, señor Presidente.

Etiquetas
Mostrar más

Articulos Recientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close
Close