EditorialPolítica

México después de la pandemia

Editorial

Nuestra Revista Macroeconomía imagina a México después de la pandemia unido y armonioso; sin más intentos de división provocados por el Presidente Andrés Manuel López Obrador sino al contrario, con un llamado a la unidad nacional de pobres, ricos y clases medias, intelectuales, periodistas, artistas profesores, estudiantes, tianguistas, comerciantes, pequeños y medianos y grandes empresarios: todos somos México.

Ya basta de los intentos divisionistas en dos clases de mexicanos que realiza todos los días el Presidente desde sus entrevistas mañaneras, en Palacio Nacional: los pobres buenos, contra los ricos malos; contra las clases medias, profesionistas, médicos y periodistas, científicos corruptos, mercantilistas, según la opinión de un Presidente que pide a los demás no insultar, pero que él insulta todos los días.

Ya basta de la división de México en dos; en México no somos dos países, somos uno sólo: no somos los indios contra Hernán Cortes, como pretende el Presidente; México es un solo país desde que Don Miguel Hidalgo nos dio la Independencia Nacional; todos somos mexicanos, independientemente del color, la lengua que hablamos, la ideología, la religión.

Todos los días escuchamos hasta la náusea los insultos a las clases sociales corruptas, a los profesionistas, a los informadores, a los comerciantes y empresarios de los diversos niveles, que califica como mercenarios; ya no haga eso señor Presidente, porque es una provocación que puede derivar en la violencia, y Usted lo sabe bien.

Usted ya amenazó a los banqueros y otros empresarios con “soltar al tigre”, que en su opinión sería un pueblo rencoroso, integrado por clases bajas campesinas y obreras y de desempleados, contra todos los demás mexicanos; eso con que Usted amenazó entonces y vuelve a amenazar todos los días puede volverse una realidad, y Usted sería el responsable de un estallido de violencia, que luego ya no podría parar.

Es por eso que imaginamos un México después de la pandemia, unido, para salir de la grave situación económica y financiera en que se encuentra toda la población.

Usted tiene la ideología de que los mexicanos que no están con Usted están contra Usted y a estos últimos los llama Usted “sus adversarios”. No es así, señor Presidente, los mexicanos creemos en nuestro país al que amamos desde siempre; desde que Usted ganó las elecciones desde el principio lo respetamos y reconocimos abiertamente su triunfo electoral; nadie le reclamó ni un voto; Usted es el Presidente, pero sigue viendo hacia atrás; debe Usted asimilar que ya es el Presidente de México desde hace año y medio y ya no es candidato presidencial; debe, por tanto, gobernar para todos y considerar a todos mexicanos, ciudadanos respetables; no insulte Usted más a las clases sociales a las que les ha tenido rencor no sabemos por qué razón.

Señor Presidente: los mexicanos queremos un país unido, armónico, en el que todos aportemos un granito de arena para el progreso y el bienestar nacional.

Señor Presidente: todos conocemos, al igual que Usted, porque está escrito en la Constitución, la fecha en que terminará su mandato y vendrá otro mexicano a dirigir los destinos de México.

Lo exhortamos a Usted señor Presidente, para que cambie de actitud y busque la unidad de los mexicanos para que México siga adelante en su trayecto histórico de progreso, por el que todos hemos trabajado siempre.

 

Lic. Mauro Jiménez Lazcano,

Director General de la Revista Macroeconomía

 

Etiquetas
Mostrar más

Articulos Recientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close
Close