“Cuarta Transformación: Cambio de Modelo Económico y Social en México, 2018-2024”

104
  • Conferencia ante el Club Rotarios Plateros Centro Histórico de la Ciudad de México.

 

 

Por Lic. Mauro Jiménez Lazcano

Director General de la Revista Macroeconomía

Con el nuevo gobierno del Presidente de la República de Andrés Manuel López Obrador, quien tomó posesión en forma constitucional el 1º de diciembre de 2018, se ha iniciado un cambio de Modelo Económico y Social en nuestro país.

En efecto, del llamado Modelo de Economía Cerrada o de “crecimiento hacia adentro”, que imperó, prácticamente hasta 1970, en que el gobierno del Presidente Luis Echeverría (1970-76) inició lo que se llamó entonces “Modelo de Crecimiento hacia Afuera”, se continuó en ese sentido en el sexenio de José López Portillo (1976-82), se agudizó el Modelo “hacia afuera” en el gobierno del Presidente Miguel de la Madrid Hurtado (1982-88), hasta llegar a un modelo pleno de libre cambio mundial en los sexenios de los Presidentes Carlos Salinas de Gortari (1988-94) y Ernesto Zedillo (1994-2000); “Modelo de Libre Cambio Mundial” que prevaleció a plenitud durante los sexenios de Vicente Fox Quesada (2000-2006), Felipe Calderón Hinojosa (2006-2012) y Enrique Peña Nieto (2012-2018).

Desde antes de tomar posesión, el nuevo Presidente de la República, Lic. Andrés Manuel López Obrador, anunció que su gobierno sería la “Cuarta Transformación”, comparándola con las tres revoluciones armadas anteriores que tuvo el país: La Independencia Nacional (1810-1821); el gobierno de Benito Juárez, con la Guerra de Reforma y la expulsión de Maximiliano Habsburgo (1857-1872) y con la Revolución de (1910-1917).

La comparación con esas tres revoluciones armadas, que como en efecto, cambiaron el cauce del país: la primera, dándonos Independencia Nacional; la segunda, estableciendo la separación Iglesia-Estado y dándonos la independencia del invasor francés y el Emperador Austriaco, Maximiliano; la tercera, creando un nuevo estado de cosas, distinto de la dictadura Porfirista; la cuarta, aunque se han intentado definiciones y el mismo gobierno y el Presidente López Obrador ha dando a conocer decenas de puntos que implica la Cuarta Transformación, no ha quedado bien claro en que consiste el nuevo “Modelo Económico, Social y Político”.

En el curso de los siete meses de actuación real de este nuevo gobierno, han quedado claras algunas acciones e intenciones que van definiendo lo que podría ser este nuevo Modelo Económico, Social y Político, aunque hay que partir de la base de que el nuevo gobierno enfrenta una estructura económica, política, jurídica y social muy fuertes, difícil de transformar y más difíciles de destruir, sobre todo si se intenta como dice el Presidente “de una manera pacífica”, porque las otras tres transformaciones o revoluciones fueron armadas y sangrientas.

Integrantes del Club Rotario Plateros Centro Histórico, de i. a d. Angelito Portilla, Carolina Morales, Miguel Angel Máscolo Caurel, Jesús Samayoa, Dr. Roberto Vega Galina; Mauro Jiménez Lazcano; Laura Teresa Vargas; Presidenta Estela Márquez Plaza; George Neuenhaus; Martín Zavala; Adriana de la Fuente; el rotario distinguido Jesús Paredes, fundador del Primer Club de Jóvenes Rotaracts en México; Diego Camacho; Mariano Escalante Flores; Dra. María Patricia López Muñoz; Claudia Cruz; Germán Méndez Millares; Ignacio Merino Vázquez Mellado; Óscar Domínguez.
Foto Óscar Jaime Molina / Macroeconomía.

TRANSFORMACIÓN JURÍDICA

En este análisis, hay que partir de la base de que el nuevo Presidente de la República Mexicana, Lic. Andrés Manuel López Obrador, al tomar posesión ante el Congreso de la Unión,  el pasado 1º de diciembre de 2018, juró “cumplir y hacer cumplir la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y las leyes que de ella emanan”, así que para transformar el orden jurídico nacional tendría que modificar la Constitución misma y sus leyes, algunas de las cuales, como el Código de Comercio, están vigentes desde el siglo XIX.

TRANSFORMACIÓN SOCIAL, IGUALDAD ECONÓMICA Y SOCIALISMO

La transformación social, que nunca se ha detenido en el país, es un proceso histórico lento, y no se puede llevar a cabo de un día para otro, a menos que implique una lucha armada, que modifique el estatus de la propiedad privada y de la propiedad pública; es decir, el socialismo no puede establecerse en el país a menos que se violenten las estructuras jurídicas constitucionales y sus leyes derivadas, y se de un giro al estatus de la propiedad privada y social.

TRANSFORMACIÓN DEL MODELO ECONÓMICO NACIONAL

Lo que parecía más fácil para el nuevo gobierno, era la transformación del Modelo Económico Nacional de Economía Libre de Mercado y Globalización, y esto tampoco se ha podido realizar, dada la estructura económica y política internacional.

Desde la campaña electoral, se había planteado la crítica al neoliberalismo y a la globalización; incluso, a unos cuantas semanas de tomar posesión, el nuevo Presidente decretó “el fin del neoliberalismo en México”; pero esto no ha sido posible ya que la economía del libre mercado nacional e internacional se ha mantenido en funcionamiento, a tal grado que el Tratado de Libre Comercio México – Estados Unidos (TLCAN), que fue criticado en la campaña, ha recibido el visto bueno del nuevo gobierno, aunque lleve ahora otro nombre “TMEC”; y el Senado está a punto de aprobarlo.

El comercio internacional, no obstante algunos intentos de limitación ha proseguido adelante y también las inversiones extranjeras, aunque estas se han vuelto más cautelosas, pensando en legislaciones y obstáculos futuros.

Las nuevas inversiones nacionales, también cautelosas, se ofrecen exigiéndole al nuevo gobierno respecto al Estado de Derecho.

TENDENCIA AL CENTRALSIMO ECONÓMICO Y POLÍTICO

Nuestra República actual es una “República Democrática, representativa y federal”.

La Nueva Administración ha mostrado su tendencia al “Centralismo” y su hostilidad hacia el “Federalismo”.

En la tendencia al “Centralismo”, ha impuesto súper delegados en los Estados Federales de la República, para que administren los recursos federales y además supervisen el gasto de los Gobernadores Constitucionales electos; en la práctica, el Gobierno Federal está desarrollando un centralismo político en los Estados.

En lo puramente administrativo, la tendencia centralista es mucho más clara, al establecer que una sola tendencia federal, la Oficialía Mayor de Hacienda, realice todas la compras del Gobierno Federal y sus empresas autónomas o descentralizadas, lo que ha dado lugar, por ejemplo, a un gran desabasto de medicinas y a una operación muy lenta en el gasto federal, tanto en el gasto corriente, como de inversiones nuevas y de infraestructura, propiciando un frenón en el crecimiento económico nacional que ahora lo calculan los especialistas como el Banco Mundial, en 1% del PIB para 2019; Moody’s, en 1.2%; y el Banco de México, de 0.8% a 1.8%.

El nuevo modelo económico administrativo es obviamente “centralizador”

Sesión Plenaria del Club Rotario Plateros Centro Histórico, donde se abordó el análisis de la situación general del país; en primer plano, el rotario José Luis Nieto y su esposa Chely.
Foto Óscar Jaime Molina / Macroeconomía.

LIMITACIÓN O DESAPARICIÓN DE INSTITUCIONES AUTÓNOMAS, COMO LA CRE; LA CNDH, A LOS PARTIDOS POLÍTICOS, AL INE, AL TRIBUNAL ELECTORAL DE LA FEDERACIÓN, A LA SUPREMA CORTE DE JUSTICIA, A ENTIDADES EDUCATIVAS INCLUYENDO UNIVERSIDADES, CONACYT, CONSEJO DE EVALUACIÓN Y OTRAS

Se ha hecho evidente, de la misma forma, las limitaciones continuas presupuestales a Instituciones Autónomas de carácter democrático, como la CNDH, la Comisión Reguladora de Energía, los partidos políticos, el INE, el Tribunal Electoral de la Federación, la Suprema Corte de Justicia, el CONACYT, la UNAM y otras universidades, que han visto reducidos sus presupuestos.

De la misma forma, mediante la reducción o eliminación de presupuestos, se han causado despidos en instituciones tan importantes como el ISSTE, el IMSS, el Seguro Popular; el cierre de guarderías infantiles, de casas para mujeres maltratadas, el CONACYT, becas para deportistas, estudiantes distinguidos; limitación de vuelos al extranjero de funcionarios y estudiantes.

HACIA UN SOCIALISMO PRAGMÁTICO

Algunas veces con inspiración en medidas que se tomaron en tiempos de Hugo Chávez en Venezuela o que siguen vigentes en el régimen de Maduro; otras veces tomando como modelos acciones de otros países socialistas, sudamericanos o del Caribe, el nuevo régimen mexicano, como lo muestran las diversas acciones mencionadas y otras que se van produciendo, se encamina hacia un “Socialismo Pragmático”.

Este nuevo modelo económico, social y político se basa en la centralización del ingreso y del gasto públicos; el reparto de dinero tanto en efectivo como en tarjeta a grandes masas de población, como 2.6 millones de “jóvenes ninis”; a campesinos y adultos de zonas marginadas.

En lo democrático, se hace a un lado la llamada “Democracia Representativa”, es decir, la que se basa en las Cámaras de Diputados, Senadores, Gubernaturas, Alcaldías, Congresos Locales, Partidos Políticos, para sustituirla por una “Democracia Directa”, a “mano alzada” o consulta popular, como la que se realizó, esta última para cancelar el Aeropuerto de Texcoco “NAIM”, o para cancelar la construcción del Metrobús en la Ciudad de Gómez Palacios, Torreón , a “mano alzada”.

Las mayorías logradas en el Congreso, tanto en el Senado como en la Cámara de Diputados, dan apoyos incondicionales a diversas reformas, aunque la exigua oposición en el Senado y la Cámara de Diputados, están dificultando los cambios constitucionales.

La Suprema Corte de Justicia y los jueces federales que dependen de ella, hacen esfuerzos sobrehumanos para mantener el estado de derecho y amparar a ciudadanos y organismos civiles contra leyes, decretos y medidas administrativas que consideran absurdas o desquiciadas, o abusivas, y a veces lo logran y a veces no.

EL PAPEL DE LOS PARTIDOS Y EL SECTOR PRIVADO

Los partidos políticos han sido desplazados y algunos eliminados de plano, tanto como por la vía política, como por la vía presupuestal; algunos todavía, como el PAN y el PRI, Movimiento Ciudadano, presentan algún grado de oposición intentado mantener el estado constitucional; pero generalmente son derrotados.

El sector privado, que es el último bastión de independencia económica y política mantiene un juego doble de apoyo fingido, esperando contratos para la realización de obras públicas y servicios; pero se abstiene de realizar inversiones prometidas hasta no tener certeza jurídica, política y económica.

EL FACTOR TRUMP:  “PAÍS JAULA”

Esta era la situación hasta hace unos días, en que apareció el “factor Trump”, que ha desquiciado al gobierno del Presidente Andrés Manuel López Obrador, y que nos va a convertir, según los sociólogos, en un “país jaula”, es decir, en un país tercero seguro, con la obligación de alojar y proporcionar medios de vida y de salud a cientos de miles de migrantes procedentes de todo el mundo, especialmente de Centro y Sudamérica.

Este hecho, pone al nuevo gobierno bajo la férula del Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y es el factor inesperado que puede dar un nuevo rumbo al gobierno actual de México.

El Vicepresidente del Club Rotario Plateros Centro Histórico, Rotario Miguel Angel Máscolo Caurel, abre la sesión; a su derecha, nuestro Director General, Lic. Mauro Jiménez Lazcano, y a su izquierda la Presidenta del Club, Licda. Estela Márquez Plaza.
Foto Óscar Jaime Molina / Macroeconomía.

Anexo I.

1.- LA IDEA DE LA REELECCION Y EL PROPÓSITO DE LA REVOCACIÓN DE MANDATO, una inquietud permanente planteada en las esferas de la vida política y democrática del país; la Reelección de plano es rechazada y la Revocación de Mandato se interpreta como un deseo de apoyar al Partido Morena en las Elecciones intermedias de julio del 2021.

2.- LA POLITICA PUBLICA DE REPARTIR DINERO EN EFECTIVO A PERSONAS QUE NI TRABAJAN, NI ESTUDIAN, NI PRODUCEN; es una política pública equivocada, basada en el principio keynesiano de ”hacer hoyos para tapar hoyos, que fue puesto en práctica después de la crisis de 1929 – 1933 en los Estados Unidos, para impulsar hacia arriba el crecimiento económico de aquel país; esta política que allá dio resultado y en aquellos tiempos, ya es de difícil aplicación en las condiciones actuales de la economía nacional e internacional.

Se utiliza un enfoque antiguo, una política antigua, que en otros tiempos pudo haber dado resultados pero ya no ahora en el mundo de la globalización, de la información y de la sociedad del conocimiento.

Esta política pública de repartición de dinero sin límites a millones de personas, incluyendo ahora a millares de migrantes, que tendrán derechos a recibir becas, además de prestaciones de alojamiento, medicina, hospitales y educación, solamente podrá llevar a la administración pública a un estado de bancarrota y de déficit de las finanzas públicas.

Los recortes presupuestales que ya se observan y han representado millares de despidos de burócratas de diferentes niveles y dependencias, y la disminución de servicios, incluyendo medicinas, hospitales, cuidado de los bosques y de las aguas no podrán sostenerse para siempre, ya que pueden producirse epidemias y otros graves daños como incendios que se han multiplicado en el país, además de la disminución de los servicios de seguridad pública.

El déficit público puede agudizarse más, en cuanto se ha propiciado un frenazo en la economía nacional, calculándose que este año de 2019 apenas crecerá en 1 por ciento y 1.2 por ciento del PIB, lo cual significa una menor actividad económica y por tanto una menor recaudación de impuestos a nivel nacional.

3.- La Transformación de las fuerzas burocráticas, en una “burocracia nueva”, lo cual implica el despido continúo de burócratas con años de antigüedad, para ser sustituidos por burócratas afines al nuevo gobierno; hay que recordar la idea original de expulsar a los burócratas de la Ciudad de México y distribuirlos a lo largo de toda la nación, por ejemplo, llevar a los trabajadores de la Secretaría de Agricultura a vivir a Ciudad Obregón, Sonora, que llega a alcanzar en el verano una temperatura a la sombra de 50 grados; llevar a otras ciudades a los trabajadores del Estado además de significar un gasto enorme sería inhumano en muchas formas, ya que dividiría a las familias; estos programas se han realizado a medias, como el de llevar la Secretaría de Cultura a Tlaxcala y la Secretaría de Educación a Puebla.

En el fondo probablemente lo que se buscaba era la renuncia masiva de la burocracia antigua para ser sustituida por una burocracia nueva a fin al nuevo Gobierno.

Esta política está más o menos suspendida pero no abolida.

4.-. La creación de una Guardia Nacional nueva, con una base de 50 mil hombres, también ha sido un proyecto muy costoso, y ha sustituido las acciones que ya realizaban el Ejército, la Marina y la Policía Federal.

5.- La abrogación de la Reforma Educativa resultará también muy costosa para el presente y futuro del país, y significará un gran atraso en todo el sistema educativo nacional.

6.- La anulación de la Reforma Energética, también marca un retroceso en el avance tecnológico de la producción petrolera nacional y la producción de energía eléctrica, eólica, atómica y geotérmica.

7.- DIVISIÓN Y POLARIZACION DE LA SOCIEDAD MEXICANA:

Desde la Campaña Electoral, pero también ya establecido el nuevo Gobierno, se ha optado por la polarización y división de la sociedad mexicana, como una política pública.

Nuestro Director General, Lic. Mauro Jiménez Lazcano, es felicitado por el Vicepresidente Rotario Miguel Angel Máscolo Caurel.
Foto Óscar Jaime Molina / Macroeconomía.

Así, como por ejemplo, desde Palacio Nacional, se ataca todas las mañanas a los intelectuales, a los periodistas, a los científicos, a los estudiantes que viajan al extranjero, a los empresarios y a los “fifís”, a los medios de difusión, y se les señala “como adversarios”.

El pueblo mexicano, desde hace ocho décadas, había mantenido una idea de unidad nacional y así se comportaba; cuando venía un nuevo Gobierno, simplemente se reconocía el triunfo del mismo y el país seguía trabajando unido; ahora ya no es así, la población que no votó por el actual Presidente es considerada de una manera adversarial, y en muchos casos concretos, como verdaderas mafias o el hampa de los medios de difusión, como se ha llamado a diversos líderes de opinión.

8.- El futuro cercano: en el futuro próximo, se espera ver los resultados de la elección intermedia a efecto de observar el rumbo que tomará el país al término de este sexenio; lo predecible es que el país llegará muy polarizado a las elecciones del 2021 y más del 2024.




Agregar un comentario