México, en peligro

137

– Trump declara la guerra económica-arancelaria contra México; no es la primera guerra de nuestro país con el vecino del norte.

– Defendió a México valientemente, pero debe regresar a la serenidad diplomática.

– Nos agarró de puerquitos.

 

 

Por el Lic. Mauro Jiménez Lazcano,

Director General de la Revista Macroeconomía

Como otras veces ha ocurrido, nuevamente México está en peligro, por las amenazas del Presidente de Estados Unidos Donald Trump.

Existen posibilidades de que ocurra lo no imaginable: una “Guerra de los Pasteles” que sufrió nuestro país a mediados del siglo XIX por las grandes potencias que exigían a México el pago de adeudos; la Guerra de Texas, donde se nos arrebató un enorme territorio; la invasión norteamericana de 1847, desastrosa para el país; la Intervención Francesa, con Maximiliano; las invasiones norteamericanas de 1914 y 1917 y la guerra económica de Trump desatada el 30 de mayo de 2019.

Todos han sido acontecimientos muy negativos para el desarrollo de nuestro país.

Presidente de Estados Unidos de América, Donald Trump: con cualquier pretexto ataca a México como parte de su campaña para la Reelección

No hay que olvidar que fuimos integrantes de los Países Aliados, contra el Eje Nazifascista en la Segunda Guerra Mundial; fuimos aliados de los Estados Unidos de América; y eso no lo debería olvidar Trump.

Con el Presidente Barack Obama todo iba bien hasta que se desató la crisis del 2008; pero las relaciones diplomáticas y económicas con México avanzaron por buen camino, bajo la presidencia de Felipe Calderón y de Enrique Peña Nieto.

Sin embargo, de un momento a otro el panorama cambio con la entrada de Donald Trump a la Casa Blanca, quien ha decidido, por extrañas sinrazones, atacar a México desde diferentes ángulos y bajo distintos pretextos, con la implacable meta de construir un muro sobre la frontera de tres mil kilómetros de largo.

La mayoría del público puede entender tanto en Estados Unidos como en México, que esta actitud de Trump hacia nuestro país es parte de su campaña electoral permanente, tanto de la primera que lo llevo al poder en 2018, queriendo repetir la escena en las próximas elecciones federales y reelegirse para un nuevo periodo, sin importar el daño que pueda causar a las relaciones económicas, sociales, políticas y culturales entre los dos países.

La respuesta del Presidente Andrés Manuel López Obrador a las amenazas de Trump de subir desaforadamente los aranceles a todos los productos mexicanos son firmes, valientes y tienen ciertos rasgos bélicos.

“Si algo puede ocurrir, ocurre” dice el principio básico de los científicos; no vayamos a tener otra guerra con los Estados Unidos.

La posibilidad de Guerra de México con Estados Unidos es tan grande que está planteada en el libro escrito por un ex director del Pentágono, Caspar Weinberger, ex Secretario de Defensa de los Estados Unidos.

“El camino al infierno está empedrado de buenas intenciones”; el pasto está seco y hay muchos intereses en juego.




Agregar un comentario