Posicionamiento de Raúl Bolaños Cacho del PVEM ante el Nuevo Gobierno

61

– “La democracia debe ser el más importante factor de cambio en nuestro país”.

Versión estenográfica de la sesión de Congreso General del sábado 1 de diciembre de 2018, en la que el ciudadano Andrés Manuel López Obrador, presidente electo de los Estados Unidos Mexicanos, prestó Protesta Constitucional. Cámara de Diputados del Honorable Congreso de la Unión, LXIV Legislatura.

El presidente diputado Porfirio Muñoz Ledo: Estamos en sesión solemne, señores. Tiene la palabra el senador Raúl Bolaños Cacho Cué, del Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, hasta por diez minutos.

La diputada Ana Lucía Riojas Martínez (desde la curul): Presidente, no nos censure.

El presidente diputado Porfirio Muñoz Ledo: ¿A quién están censurando? Estamos en una sesión solemne y todos los partidos van a tener voz. Por favor, continúa la sesión. Tiene la palabra el senador Raúl Bolaños Cacho, del Grupo del Partido Verde Ecologista de México, hasta por diez minutos.

El senador Raúl Bolaños Cacho Cué: Con su venia, señor presidente. Honorable Congreso de la Unión, distinguidos mandatarios de nuestras naciones amigas, excelentísimos representantes de gobiernos aliados, hermanas y hermanos mexicanos.

Hoy es un día para enmarcarlo en la historia, 120 millones de mexicanas y mexicanos caminaremos por un nuevo rumbo, 120 millones de historias de vida distintas daremos un giro hacia una nueva ruta. Un nuevo destino, seguramente mejor para todos y eso hay que celebrarlo. Nuestro respeto y nuestro reconocimiento al presidente López Obrador.

Llegó el día de la unidad para México. Llegó el momento de construir un México nuevo para todos. Un país de avanzada en unión con todas las fuerzas políticas que representan la esperanza del cambio para cada mexicana y mexicano, para cada hogar en lo más recóndito de la sierra, de la selva, de la costa o de la ciudad. Para cada paisano que se encuentra fuera de nuestra tierra.

Hoy la realidad política nos obliga a dejar de ser testigos del rumbo del país, para convertirnos en parte activa de la transformación de la Republica, y todos estamos llamados a trabajar en ello.

México está por entrar de lleno a una nueva etapa, donde la democracia debe ser el más importante factor de cambio. No será una tarea fácil, como no lo ha sido nunca para un nuevo gobierno, pero debemos estar preparados ya para vivir la historia, para vivir el proceso de crecimiento y de maduración de nuestra sociedad.

Estamos listos para la transformación de México. Y que quede claro: nuestra responsabilidad como legisladores, como empresarios, como estudiantes, como amas de casa, como trabajadores y como ciudadanos mexicanos es parte fundamental de esta democracia y del buen gobierno que pretendemos hacer valer.

El Presidente del Congreso, diputado Porfirio Muñoz Ledo entrega la Banda Presidencial al Lic. Andrés Manuel López Obrador luego de haber rendido la Protesta Constitucional ante el Congreso de la Unión, los observen el Presidente saliente, Lic. Enrique Peña Nieto y el Presidente del Senado, Martí Batres el pasado 1 de diciembre

Esta unidad, a la que convocamos desde el Partido Verde, incluye reconocer lo que se hizo bien durante la administración saliente, durante la cual se alcanzó una estabilidad económica que nos permite mantenernos como una economía sólida, con 78 por ciento más contribuyentes que hace 6 años y una deuda pública manejable.

Se generaron más de 4 millones de empleos formales al ritmo de 800 mil por año. Se logró que los ojos del mundo voltearan a ver a México como un país emergente, seguro para invertir, ejemplo en Latinoamérica y en el mundo, y con la mayor inversión extranjera en nuestra historia. Esto y mucho más se obtuvo gracias a la ardua labor del presidente Enrique Peña Nieto.

Por supuesto, quedan temas pendientes por resolver y debemos entregar buenas cuentas a México, de lado y apoyando siempre al nuevo gobierno. Nuestro reconocimiento al presidente Enrique Peña Nieto por su entrega, su esfuerzo y compromiso con México. Será la historia la que evaluará al tiempo el buen trabajo de su administración.

Es tiempo de actuar en unidad en beneficio del país, de los que vivimos en el sur, pero también unidos a los que viven en el norte, en el Bajío, en el centro, en unidad con nuestro medio ambiente.

Debemos escuchar a cada mexicana y mexicano para que construyamos una sola voz, clara y fuerte, solamente en favor de México. Dejemos ya a un lado el ustedes y el nosotros y vamos a poner a México al centro.

Ya lo dijo nuestro valeroso insurgente Vicente Guerrero: La patria es primero, y hoy más que nunca tenemos la obligación de anteponer el interés de la nación ante cualquier interés personal. Este gobierno que inicia, así como todos nosotros, debemos de convertirnos en ejemplo de respeto y atención a todos los sectores de nuestra sociedad, porque somos un solo México.

En el Partido Verde tenemos claro que la transformación de México requiere unidad y organización, respeto y cuidado a nuestro medio ambiente, es lo único que logrará un cambio verdadero para nuestro país.

Por ello es preciso sumar voluntades a favor del proyecto que hoy postula el gobierno entrante y que resulta en el beneficio de todos los mexicanos. Todos los funcionarios electos hicimos un compromiso con la ciudadanía, con cada familia mexicana, con nosotros mismos, pero sobre todo con el país entero.

Protestamos cumplir nuestra labor y tenemos el mismo objetivo: Lograr un cambio verdadero para nuestro país y no hay otra forma de hacerlo que, con la suma de esfuerzos, sin importar colores, posturas políticas ni intereses personales. La unión de todas las fuerzas políticas es la fuerza de México.

Si algo compartimos hoy los mexicanos es un deseo generalizado de que nuestro país se convierta en un mejor lugar para nuestros hijos, de mayores oportunidades para quienes se preparan en nuestras universidades, de consideración para nuestros abuelos que lo dieron todo por nosotros y de respeto para todos, incluido el medio ambiente.

Está en nuestras manos la oportunidad histórica de lograrlo y seguramente encontraremos retos, dificultades en el camino, pero también vendrán los éxitos. Si cada uno de nosotros aceptamos y asumimos la responsabilidad que nos corresponde, comenzaremos la construcción de los nuevos cimientos de este nuevo México.

Es una nueva etapa para nuestro país y todos somos motor para fortalecer el Estado de derecho, fomentar el buen gobierno, reforzar la participación ciudadana libre y convertirnos en un factor de cambio positivo para nuestro México.

En el Partido Verde, como la gran mayoría de los mexicanos, creemos en el compromiso y trascendencia del programa de gobierno del presidente López Obrador. Es por ello que respaldamos sus proyectos de arranque. Sí al tren maya, sí al tren transístmico, sí a los programas prioritarios y sí a una agenda en favor de nuestro medio ambiente.

Estamos convencidos que es la hora del sureste mexicano. Es el momento para unirnos hacia el mismo rumbo de prosperidad y desarrollo del bajío y del norte de México. Es la hora de la unidad para avanzar, la unidad para progresar. Es la hora de lograr la transformación.

“En el Partido Verde tenemos claro que la transformación de México requiere unidad y organización, respeto y cuidado a nuestro medio ambiente, es lo único que logrará un cambio verdadero para nuestro país”, declaró el senador Raúl Bolaños Cacho del PVEM, durante la sesión de Congreso General del pasado 1 de diciembre

Llegó el tiempo para superar los rezagos y el olvido. El tiempo para hacerle justicia a nuestros pueblos originarios, a nuestros ancestros, para impulsar las causas sociales, el cuidado de nuestro entorno natural, el respeto a la equidad de género y a los derechos humanos. Llegó el tiempo de México.

Nuestra sociedad nos demanda una política de acercamiento al ciudadano, a sus problemas, a sus necesidades. No podemos desperdiciar esta gran oportunidad para lograr la prosperidad que cada mexicano se merece. Está en nuestras manos conseguirlo y también está en nuestras manos consolidar esta cuarta transformación que el nuevo gobierno propone para nuestra nación.

Para lograrla es imprescindible seguir el ejemplo de quienes con altura de miras fueron artífices de las tres primeras transformaciones. Necesitamos el espíritu conciliador de Agustín de Iturbide, quien colocó en primera instancia los intereses de la nación sobre sus intereses personales para afianzar la Independencia de México. Él comprendió que es la unidad la que nos hace grandes. No somos ustedes y nosotros. Todos somos México.

Es imperativo estar a la altura de Benito Juárez, el gigante de Guelatao, quien con su espíritu republicano hizo de la ley su espada y su escudo para anteponer siempre los intereses de la nación respetando siembre nuestra soberanía y la soberanía de las entidades federativas. Al margen de la ley, nada. Por encima de la ley, nadie.

Debemos tener la entereza de Francisco I. Madero, el apóstol de la democracia, quien postuló que el poder público no puede tener otro origen ni otra base que la voluntad nacional. Esa voluntad nacional que con una votación histórica escogió a Andrés Manuel López Obrador como presidente de México. Y esa voluntad nacional a la cual no podemos permitirnos decepcionar.

Hermanas y hermanos mexicanos, distinguidos amigos, señor presidente. Reitero ante ustedes nuestro compromiso de trabajo y unidad a favor de todos. En el Partido Verde estamos listos para avanzar con lo que a México le haga bien.

Hagamos de esta transformación, unidos, la fortaleza de México en el mundo, que para dar ejemplo, nos eligieron los ciudadanos. Señor presidente, cuenta con nosotros, y que viva México.




Agregar un comentario