De 2012 a 2017, México se posicionó como el cuarto país en el mundo con el mayor incremento del valor de su comercio exterior de mercancías, señaló el Presidente Enrique Peña Nieto

79

Al encabezar la clausura del XXV Congreso del Comercio Exterior Mexicano, el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, afirmó que “hoy somos un país con una economía emergente que empieza a crecer, que empieza a destacar, que el mundo nos ve cada vez más a partir de nuestras fortalezas y que, estoy cierto que en los años por venir, con la participación activa de todos”, México se seguirá consolidando como una potencia exportadora y como una potencia plena en todos los términos de la palabra.

En el evento, en el que hizo entrega del Premio Nacional de Exportación 2018 en 10 categorías, el Primer Mandatario subrayó: “el que México se haya convertido en una potencia exportadora se debe, en parte, a la continuidad de políticas públicas para dar certidumbre a las empresas y a mantener condiciones propicias para su desarrollo”.

“Me refiero”, dijo, “a evitar distorsiones en el funcionamiento de los mercados, asegurar que la regulación proteja a los consumidores sin perjudicar a los productores, y facilitar, además, el acceso al crédito. Estoy convencido de que estas deben ser constantes de nuestra economía y no sólo prácticas pasajeras”.

“Estabilidad, competencia, regulación adecuada, acceso al crédito se trata de nuestras grandes fortalezas, y eso permite que México pueda mantenerse en esta ruta ascendente de crecimiento, de desarrollo y de consolidarse aún más como potencia exportadora”, añadió.

El Presidente Peña Nieto aseguró que “el Gobierno de la República ha contribuido a estos avances llevando a cabo una profunda transformación económica. En estos seis años hemos privilegiado la estabilidad macroeconómica, la implementación de reformas estructurales y el desarrollo de infraestructura en todo el territorio nacional”, lo que permite elevar nuestra competitividad frente al mundo.

Indicó que durante la vida del Premio Nacional de Exportación, “México ha vivido una profunda transformación hacia una economía más competitiva, sofisticada y dinámica, y esto es especialmente evidente en el sector exportador que ha pasado de representar 14 por ciento del Producto Interno Bruto en la década de los 80, a 32 por ciento en la segunda década de este siglo”.

Señaló que “hoy, las empresas exportadoras generan dos de cada 10 empleos formales, y qué bueno que sea así, porque es en estas empresas, las que están dedicadas a la exportación, donde se pagan los mejores salarios, prácticamente en promedio 30 por ciento más que en el resto de la industria nacional”.

“Además, suelen enfrentar más competencia y por lo mismo están obligadas a aprovechar mejor sus recursos y a innovar. De 2012 a 2017 México se posicionó como el cuarto país con el mayor incremento del valor de su comercio exterior de mercancías en el mundo, y hoy, en consecuencia, somos el décimo tercer país exportador del mundo”, abundó.

El Titular del Ejecutivo Federal informó que el año pasado, el valor de las exportaciones de mercancías superó por primera vez la barrera de los 400 mil millones de dólares al llegar a 409 mil millones. De hecho, en este sexenio, las exportaciones aumentaron 32 por ciento con respecto al comercio realizado en la Administración pasada”.

Añadió que hoy contamos con más de seis mil kilómetros, entre nuevos y modernizados, de infraestructura carretera y duplicamos la capacidad de carga de nuestros puertos. “En pocas palabras, en seis años elevamos la capacidad operativa de nuestros puertos a otro tanto de lo realizado en 100 años anteriores”.

“Modernizamos 28 aeropuertos, y sin duda, el acceso y costo de la telefonía móvil y acceso al internet ha disminuido en beneficio de los consumidores y en beneficio de todas las pequeñas y medianas empresas de nuestro país”, refirió.

Todo esto, subrayó, “mejora la plataforma para la exportación de mercancías mexicanas, y al mismo tiempo emprendimos una amplia agenda de negociaciones comerciales, entre las que destaca el entendimiento alcanzado en temas bilaterales con los Estados Unidos en el marco de la modernización del Acuerdo de Libre Comercio con América del Norte”.

El Presidente de la República puntualizó que “el entendimiento con Estados Unidos ha disipado la incertidumbre que existía en torno a los términos de la relación con nuestro socio comercial más importante”.

En este sentido, expresó su felicitación y reconocimiento personal e institucional al Secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, y al Canciller Luis Videgaray, por “haber alcanzado este punto de entendimiento con los Estados Unidos y esperando con optimismo, con confianza y con lo que a nosotros corresponda aportar” para que este acuerdo se traduzca de uno bilateral a uno trilateral, que dé fortaleza a toda la Región de América del Norte: México, Estados Unidos y Canadá.

El Presidente de México hizo extensivo su reconocimiento a la representación del empresariado de los distintos sectores de la economía que forma parte del Cuarto de Al Lado.

Ahí han estado haciendo cabeza de todo este equipo, “Juan Pablo Castañón, como Presidente del Consejo Coordinador Empresarial, lo mismo que Juan Gallardo, que Moisés Kalach, y que todos los titulares y dirigentes de diferentes organismos empresariales. El Presidente de la República sabe del valor que ha tenido su participación para que lleguemos a esto que tanto celebramos entre todos, que es este nivel de entendimiento que hoy tenemos entre México y los Estados Unidos”, apuntó.

Expresó su reconocimiento también “a mujeres y hombres que han integrado estos equipos de trabajo de Gobierno, muchos de ellos aquí presentes, que han estado trabajando por horas, en jornadas intensas, pero sobre todo complejas, para poder realmente concretar el acuerdo de entendimiento que ya tenemos celebrado con nuestro principal socio comercial que son los Estados Unidos”.

El Primer Mandatario agradeció a las empresas hoy galardonadas por poner en alto el nombre de México y hacerlo a través de los productos y servicios que ofertan en los distintos mercados. “Son ejemplo y referente de éxito, de cómo cuando se tiene confianza en nosotros mismos, cuando creemos en nuestra capacidad, en nuestra destreza y en la habilidad que hay en la mano de obra mexicana y en la mentalidad de los mexicanos, podemos competir frente a otros, no importando de qué nación sean o qué nivel de desarrollo tengan”.

“Es a través de sus productos y servicios que México se pone a la vanguardia y enarbola realmente los colores nacionales con la calidad de nuestros productos y servicios”, concluyó.




Agregar un comentario