Torneo de tenis “Padres e Hijos”

33

Al sur de la Ciudad de México, padres e hijos, se convocaron para jugar un torneo de tenis, muy exitoso, para remarcar un estilo de vida sano, alejado de cualquier tipo de vicios y por el contrario, enfocado a buscar la amistad, la convivencia y la cooperación.

Varones y mujeres de las mas diversas edades, pero todos manejadores expertos de la raqueta de cuerdas, se dieron cita a primera hora del sábado y del domingo de un fin de semana muy agradable y afectuoso, para llegar a un acuerdo: entregarse a un reto amistoso sin dar ni pedir cuartel: “que ganen los mejores”.

Hubo parejas mixtas y parejas de varones, o parejas de mujeres, de las más diversas edades y categorías: todos jugaron y todos se divirtieron, respetando las reglas del deporte blanco, que por eso se llama así: jugar limpio y legal, respetar las reglas por mínimas que sean; y que el arbitro sea la consicencia ética y moral.

El torneo fue un éxito.

El profesor Jose Alberto Morales del Club La Hacienda Resort Fitness Center, A.C. agradecio a Maria Andrea y Marco Antonio Angeles, su participacion, compañerismo, empatia y entusiasmo, que mostraron en cada uno de los juegos realizados en el torneo, en el que terminaron como campeones invictos

Con gran felicidad Maria Andrea festejo con un emotivo abrazo y un beso a su querido padre, por haber obtenido el campeonato.

Marco Antonio nos comenta que tenia 8 años de no participar en torneos por una lesion y en esta ocasión fue invitado a participar.

“El primer encuentro me encontraba muy nervioso y me temblaban las piernas, poco a poco fui recobrando la tranquilidad y empece a jugar como en los buenos tiempos, sabiamos que no debiamos tener consideraciones y teniamos que aprovechar las debilidades de nuestros adversarios, que de los 6 encuentros disputados nos enfrentariamos a jugadores excelentes, como Ramiro Aranda y su hija Fernanda, Felipe Piña y su hija Andrea, los cuales quedaron en segundo lugar, Guillermo Morales y Karla, Jose Ortiz y su hija Ivette, Javier Granados y su hija Belen, Agustin Castañeda y su hija Sandra”.

De todas las edades, las familias tenistas se cobinaron entre padres e hijos e hijas, para un torneo divertido y amistoso, de varias categorías; la divisa fue jugar limpio, respetar las reglas del juego y mantener la amistad, gane el que gane. De i. a d. parados atrás Julio Castillo, Rodrigo Bourguette, Eduardo Castillo, Alberto Bourguette, Sandra Castañeda, Sandra Castillo, Maribel Jarillo, Marco Antonio y María Andrea Ángeles, Karla, Ivette y José Ortíz, abajo Salvador Bravo, Hazel Bolaños, Alfonso Maguey, Javier Bolaños, Alfonso Maguey, Nicolás y Genaro Castillo

Queda demostrado que para poder ganar siempre debe ser uno muy buen compañero, debemos confiar en nuestra pareja y en todo momento demostrarse confianza.

En el torneo de padres e hijos, quedo campeon Genaro Castillo y su hijo Nicolas, que en muerte subita ganaron a otros excelentes jugadores Benjamin y su hijo César

“Agradecemos a los promotores de este evento a Don Javier Bolaños y su distinguida esposa Maribel Jaramillo, los cuales se distinguieron por hacer una gran convivencia de padres e hijos y finalmente otorgaron regalos a los asistentes que lograban tirar aros y caer en los objetivos que contenian regalos, posteriormente ofrecieron una rica y sabrosa comida”.

“Quedando en nuestra memoria el eterno agradecimiento a las gentes que se preocupan por que este mundo sea maravilloso.   Gracias”.

1- Marco Antonio y María Andrea Angeles, Ivette y José Ortiz .
2- Marco Antonio y María Andrea Angeles, Sandra y Agustín Castañeda.
3- Guillermo Morales, Karla Ortiz, María Andrea y Marco Antonio Angeles.

Por el Lic. Mauro Jiménez Lazcano, Director General de la Revista Macroeconomía.




Agregar un comentario