Se reúne Silvano Aureoles con Zhang Dejiang, de China

77

El presidente de la Cámara de Diputados, Silvano Aureoles Conejo, reconoció que México vive momentos cruciales y definitorios; sin embargo, dijo estar convencido de que con la voluntad de todos los mexicanos, con su compromiso y entrega, superaremos los obstáculos y las crisis coyunturales.

Al reunirse integrantes de la Mesa Directiva con una delegación parlamentaria de la República Popular de China, encabezada por Zhang Dejiang, presidente del Comité Permanente de la Asamblea Popular Nacional y el embajador de ese país en México, Qiu Xiaoqi, el diputado Aureoles Conejo señaló que en medio de este contexto, es fundamental estrechar los alzos de amistad y relación con esa nación.

El legislador expresó que la Cámara de Diputados representa la pluralidad del pueblo de México, la cual, subrayó, nos ha permitido un amplio conjunto de reformas estructurales que le darán un rostro diferente a nuestro país en el transcurso de los próximos años.

“Reformas que en el ámbito educativo, fiscal, financiero, político-electoral, telecomunicaciones y en el rubro energético, son, sin duda, de lo más destacable”, indicó.

Agregó que esta reunión entre legisladores de China y México, representa un aliciente para la diplomacia parlamentaria, misma que sin duda, será un instrumento que coadyuvará en la promoción, defensa y fortalecimiento del interés nacional, pero también de nuestras relaciones diplomáticas, basado en el diálogo, la negociación, la conciliación “y todo aquello que nos permita alcanzar posiciones de interés común para ambas naciones”.

El presidente de la Cámara de Diputados manifestó que es del mayor interés continuar avanzando en la profundización de la asociación estratégica y los lazos de amistad y buena voluntad que históricamente han caracterizado las relaciones de estos dos países.

“La presencia del señor Dejiang se inscribe en el marco de los intensos y fructíferos encuentros entre ambas naciones tanto a nivel del Poder Ejecutivo como en el ámbito de la diplomacia parlamentaria. El fruto de estos encuentros es el fortalecimiento de los vínculos de diálogo y cooperación en rubros como las relaciones económicas, comerciales, políticas, culturales, académicas, científicas, ambientales y turísticas, por mencionar algunas de las más relevantes”, comentó.

Más adelante, expresó que China y México provienen de civilizaciones muy antiguas, con largas historias y una espléndida y rica cultura. “Esta amistad forjada a lo largo de la historia se vuelve cada día más profunda, así como  los deseos de acercarse y conocerse aún más como, sobre todo, a partir de 1972 cuando se establecieron formalmente las relaciones diplomáticas chino-mexicanas”, concluyó.

Por su parte, Zhang Dejiang destacó que China aprecia esta amistad tradicional con México, pues le otorga la importancia del papel que juega  en el escenario internacional. “Siempre enfocamos y promovemos el desarrollo de las relaciones bilaterales desde una altura estratégica y una visión de largo plazo”.

El motivo principal de la visita, dijo, se circunscribe en la reciente reunión de los jefes de Estado de México y China y para promover la amistad y el intercambio entre los órganos legislativos de los dos países y para hacer aportes a la asociación estratégica, integral que los une.

Recordó que en la reciente visita del Presidente de México a China, ambos gobiernos emitieron conjuntamente el programa de acción para impulsar la asociación estratégica integral China-México, esclareciendo el rumbo a seguir en la futura ruta de cooperación.

Dijo que hoy China es el segundo socio comercial de México y, en contraparte, nuestro país lo es de aquella nación en Latinoamérica y el Caribe. Agregó que marchan bien los proyectos de cooperación en materia financiera y energética y se está ante nuevas oportunidades de potenciar su participación en las áreas de financiamiento, infraestructura, energía y alta tecnología.

Zhang Dejiang añadió que estos dos países mantienen estrecha relación y concertación en los temas de la reforma del Consejo de Seguridad de la ONU, el gobierno económico global y el cambio climático.

Asimismo, dijo que en esta relación siempre insistimos en el principio del mutuo beneficio. Siempre tomamos en cuenta los intereses de la otra parte. Además, en nuestra cooperación internacional y ayuda a los otros países, nunca exigimos condicionamiento político alguno.

“Es posible que algunos amigos mexicanos están interesados en el desbalance comercial con China”, dijo, para luego precisar que este problema es solamente coyuntural, pues en el fondo, la mayor parte de las importaciones de su país al nuestro es de productos intermediarios, los cuales, después de un procesamiento profundo, logran reexportarse desde México a otros destinos.

Explicó que esta forma de comercio es algo natural, vigente en el comercio internacional y esta situación, lejos de dañar los intereses mexicanos, ofrece oportunidades para la generación de empleos en nuestro país.

Desatacó que China nunca persigue el superávit comercial en su comercio internacional, “siempre abogamos por un comercio equilibrado”, el cual, dijo, el año pasado fue de cuatro trillones de dólares y se importaron del extranjero productos por un valor de dos trillones.

El parlamentario chino afirmó que su país otorga enorme importancia a la inquietud de México en el tema comercial, por lo que han adoptado medidas positivas para promover el desarrollo equilibrado y un balance comercial.

El año pasado, dijo, China permitió la exportación de tequilas mexicanos y carne de cerdo. En este año, comentó, se han firmado acuerdos fitosanitarios para la exportación de frambuesa, zarzamora y carne de res, amén de que se seguirá considerando un mayor número de productos nacionales de acuerdo con la demanda del mercado chino.

“Tenemos una población de mil 500 millones de chinos, lo que supone un inmenso mercado de consumo y en los próximos cinco años, las importaciones de este país alcanzarán los 10 trillones de dólares, lo que abre una importante oportunidad para México, mientras que en el plano turístico, 500 millones de turistas chinos saldrán a destinos de todo el mundo”, agregó.

México, aseguró, cuenta con una posición geográfica privilegiada y será estratégica para China. Ambas naciones podrán ofrecer productos “chimexico” y distribuirlas en el mundo.

Concluyó que en 1949, China era uno de los países más pobres y atrasados del planeta; sin embargo, adoptó reformas gigantescas que permitieron éxitos mundialmente admirados. “En 1978 el Producto Interno Bruto de China fue de 216 mil millones de dólares, mientras que el año pasado alcanzó la cifra de 9.3 trillones de dólares, para transformarse en la segunda economía más grande del planeta”.

En la reunión con la delegación parlamentaria de la República Popular de China estuvieron la diputada Beatriz Zavala, vicepresidenta de la Mesa Directiva; Amira Gómez Tueme (PRI), presidenta del Grupo de Amistad México-China, y Heriberto Galindo Quiñones (PRI), secretario de la Comisión de Relaciones Exteriores.

Más tarde, el diputado Silvano Aureoles Conejo ofreció una cena a la delegación china, en donde refrendó la disposición de los legisladores mexicanos para fortalecer los lazos de amistad, el intercambio comercial, cultural, científico y la diplomacia parlamentaria para enfrentar, juntas estas dos naciones, el reto del desarrollo económico global.




Agregar un comentario