“Ha llegado el momento de impulsar un campo con equilibrio para generar nuestros propios alimentos y así depender cada vez menos del extranjero”: Aristóteles Sandoval

250

Discurso del Gobernador del Estado, Jorge Aristóteles Sandoval Díaz, en el Día Mundial de la Alimentación 2014 “Año de la Agricultura”, Jueves, Octubre 16, 2014.

Me da mucho gusto que este evento tan importante a nivel mundial y que en México, por lo regular, siempre se ha llevado a la capital del país, hoy se traslade a una región tan importante como es esta región de Los Altos de Jalisco, una región de gente de campo, gente productiva y sobre todo que sigue liderando a pesar de los obstáculos la producción en alimentos.

Por eso quiero agradecer y reconocer a  Nuria Urquía Fernández, representante de FAO en México, y con ello mandarle un saludo a José Graziano da Silva, quien es director general de FAO; a nuestros amigos subsecretarios que el día de hoy nos acompañan; muchas gracias a Georgina Trujillo (muchas gracias Georgina por tu presencia); a Javier Guerrero y a Juan Manuel Verdugo (muchas gracias Juan Manuel siempre por la solidaridad mostrada en las políticas de impulso al  campo en Jalisco); a Héctor Padilla, quien fue el encargado también de coordinar y estar al pendiente para que este evento sea todo un éxito; a Rafael Gamboa, de FIRA (muchas gracias Rafael como siempre por tu apoyo); quienes nos acompañan,  delegados federales de SEDESOL, Gloria Rojas; agradecer a Javier Guízar;  nuestros delegados y al anfitrión y con él saludo a los presidentes municipales, amigos que el día de hoy están presentes, a Jorge Eduardo González Arana, muchas gracias, presidente municipal; senadora; diputados locales, federales que nos acompañan. Muchas gracias al director general del INIFAP por la anfitrionía también.

“El hambre cero en Jalisco no es solamente un sueño”. Quiero parafrasear las palabras recientes del director general de FAO, porque la filosofía de nuestro gobierno se centra en las personas. Él señalaba que la paz mundial y el desarrollo sustentable no pueden alcanzarse sin acabar con el hambre y ésta es una prioridad en nuestro gobierno y es una prioridad en el mundo. No podemos aceptar que sigan miles de familias sin tener acceso a lo más básico para tener un desarrollo, cuando vemos las estadísticas y los números, que si bien no alimentan a quien tiene hambre, sí nos hacen una clara reflexión, un diagnóstico en donde está el problema para resolverlo de fondo.

Hoy, en el mundo, el 26 por ciento de los niños tiene un retraso en su crecimiento. Ya se decía aquí: más de 800 millones de personas, es decir, una de cada nueve en el mundo, no tienen alimento necesario; más de dos mil 200 no accesan a los nutrientes mínimos para tener un desarrollo pleno. Cuando nosotros vamos a distintas regiones vemos que no hay acceso a la alimentación. ¿Cómo queremos que nuestros niños puedan crecer, aprender, desarrollarse, si es la base elemental y es donde todos los gobiernos debemos de poner énfasis y un gran esfuerzo?

Como vemos, en el mundo, la gran concentración de riqueza se da sólo en unas cuantas manos; en el 1 por ciento de la población se concentra el 90 por ciento de la riqueza del mundo. El liberalismo económico ha generado una gran desigualdad en el mundo, cada vez hay más pobreza y cada vez hay más hambre. Si nosotros reuniéramos todos los rendimientos financieros solamente que da la bolsa y destináramos a un fondo, pudiéramos mantener a la humanidad con lo mínimo necesario para salir adelante. Por eso es importante la rectoría y la visión del estado, para generar equilibrios, para generar la igualdad y que tengan acceso a poderse alimentar, sobre todo las regiones donde se vive mayor estado de marginalidad.

Aquí, en México, la dependencia alimentaria es del 43 por ciento Si esto lo proyectamos a 30 años, va a llegar casi a ser del 90 por ciento. Según FAO, el mínimo necesario es 25 por ciento de la dependencia alimentaria. ¿Qué pasa con estados líderes en producción agroalimentaria como Jalisco, cuando en el entorno nacional no se tiene este equilibrio? ¿Qué debemos hacer ahora ante la volatilidad de los precios? ¿Qué podemos hacer ahora ante la baja productividad, ante el cambio climático? Necesitamos invertir más en extensionismo rural, en innovación, ciencia, tecnología y que llegue a los productores de campo en todas sus regiones, que lleguen los incentivos de manera oportuna, que podamos invertir en mejorar nuestras semillas, nuestro fertilizante.

La visión del Presidente de la República ha sido clara y es una transición que ha ido paso a paso de manera firme. Las reformas estructurales tienen que ver con el beneficio de las familias, las reformas en materia financiera, el proyecto que acaba de anunciar para el impulso y poder dotar de herramientas y financiamiento a los pequeños productores, apoyar a la mujer. Precisamente el día de ayer fui al Día Internacional de la Mujer de Trabajo en el Campo. En los países con desarrollo son más o menos el 43 por ciento de participación de la mujer, pero cuando vemos las políticas públicas, no se trata con igualdad, ni se le da el mismo acceso de oportunidades, desarrollo, incentivos, programas a la mujer en nuestro país.

Y la mujer es elemental, es fundamental para el desarrollo de la producción de alimentos en el país, es tan importante generar una política de equidad, de igualdad, de acceso priorizando a la mujer, que es centro de desarrollo también.

El impulso al financiamiento tiene que ser una realidad, sobre todo se tiene que traducir en mejor producción, en asesoría, en capacitación, apoyar al productor desde la producción hasta la comercialización del producto, hoy una prioridad  del Presidente.

Más allá que unas reformas estructurales en el campo, reformas legales, de derecho, tenemos una ir a reorganización del campo de hecho, urge que organicemos el campo de México, no es posible que sigamos produciendo maíz que el día de mañana no va a haber quién lo compre. No es posible que en el mercado sigan siendo los intermediarios los que siguen siendo beneficiarios. Necesitamos una reorganización en un modelo en donde nosotros podamos consumir antes que seguir importando alimento, aquí hay producción de calidad cuando hay un modelo que incluya o que genere estos equilibrios.

Hoy, con el apoyo de FIRA, con el apoyo de SAGARPA, decididamente hemos venido impulsando una política para proteger a los productores. Debemos proteger alrededor de un millón 900 toneladas de maíz que nos lleva alrededor de 19 mil, 18 mil productores. Eso no es suficiente, tenemos un problema inminente en la volatilidad de los precios, como lo señalaba. Hoy hay cifra récord que se produce en los Estados Unidos, habrá cifra récord que se está produciendo en México y, al final, el problema para tener más ingresos e insumos, para mejorar las condiciones de vida del productor, ¿dónde van a quedar en esta competencia?

Por eso se requiere un modelo equilibrado donde todos pongamos de nuestra parte, donde prevengamos en una política, escuchando a los productores en cada una de las comunidades, de los ejidos, de los comisariados; ha llegado el momento de impulsar un campo con equilibrio para generar nuestros propios alimentos y así depender cada vez menos del extranjero, así poder garantizar que estos alimentos lleguen a buen costo y de calidad a que accedan a las familias que viven con mayor pobreza en nuestro país.

Como decía, los números y las cifras no nos darán de comer, pero sí el trabajo coordinado, sí el priorizar esto como uno de los retos del milenio, como se ha venido estableciendo en cada uno de los municipios de los estados y de los países, podemos transformar la realidad de nuestra gente y que entonces, accesando y alimentándose con lo necesario, el niño pueda crecer aprendiendo, el adulto mayor pueda salir a trabajar sus tierras. ¿Cómo van a salir a trabajar si no tienen para comer lo mínimo? Después vienen las enfermedades, como lo decíamos en un inicio, el retroceso en el crecimiento, la obesidad, que después la obesidad nos genera problemas cardiovasculares, de diabetes, un problema de salud pública grave.

Por eso es tan importante la producción y generar equilibrios, por eso es tan importante la rectoría y la visión del Estado. No podemos nosotros seguir admitiendo que las ciudades estén llenas y los campos se estén quedando vacíos, porque no hay una política de inversión a la industria del campo, porque no hay apoyos oportunos a nuestros productores.

Hoy esa sensibilidad la tiene nuestro Presidente y en eso estamos jugando un papel esencial como equipo, pero necesitamos de la coordinación, de la reorganización y del trabajo decidido de todas y de todos ustedes.

No me resta sino desear que en este foro tan importante se llegue a conclusiones y acuerdos que se traduzcan en beneficio de nuestras familias y en el impulso al desarrollo a nuestros productores y, sobre todo, que familias, como una mujer, como Soledad, de Tomatlán, que empezó ella en tres estanques, por no accesar a los apoyos, hoy con los apoyos que se le están dando ya tiene alrededor de 17 estanques acuícolas, está produciendo, está creciendo su negocio, su familia vive en mejores condiciones y está generando más empleos.

Casos de éxito como la familia Espinoza, también un grupo de lecheros también de aquí, de Los Altos, que no tenían acceso, que tenía pérdidas, hoy por hoy tiene ya rentabilidad, utilidad, porque está accesando a la capacitación, al financiamiento y a los apoyos. Eso es lo que queremos para México y que juntos acabemos con el hambre en nuestro país.

Muchas gracias y todo el éxito del mundo.

Los invito a ponernos de pie para declarar formalmente inaugurado, siendo las 11:00 horas con 14 minutos, de este 16 de octubre del año 2014, declaro formalmente inaugurado el Foro Temático de la Alimentación dedicado a la agricultura familiar, que sea para bien de todos nosotros.




Agregar un comentario