La Sommeliere profesional llega a México

390

Huixquilucan, Estado de México, a 17 de agosto de 2012

“Soy un privilegiado de la gastronomía, al grado de aseverar que he tocado el cielo. En mis viajes a través del corazón del vino, he entendido la responsabilidad y el amor por este elíxir que nos dieron Dionisio y Baco.”

Así se expresa Darío Cabañas Romano, sommelier profesional, quien luego de triunfar en Europa, regresa a México para impulsar su propia empresa: Sommelierísimo.

Originario de Puebla, soñaba con ser futbolista, pero una lesión lo alejó de las canchas y lo acercó a su pasión: la sommellerie.

La palabra sommelier proviene del vocablo galo sommerier, que significa cuidador de bestias de carga (bêtes de somme). También conocido como acemilero, cuidaba a los caballos, sus cargas y las carrozas que tiraban. Los sommeriers cuidaban las pertenencias valiosas de la nobleza como los vinos, que por su cantidad y uso no inmediato, dejaban siempre a su cargo.

Al salir del ámbito cortesano, la palabra cambió a sommelier. Su labor incluía la selección, transporte, almacenaje y servicio de los vinos. La sommellerie no fue considerada una profesión hasta el siglo XX.

En 1969 se creó la Association de la Sommellerie Internationale (ASI). Al iniciar el siglo XXI, en los países escandinavos se establecieron los primeros programas universitarios, para acreditar sus conocimientos y preparación.

Un sommelier profesional conoce de bebidas alcohólicas como vinos y destilados, diversos tipos de café y té, quesos, aceites, especias y todo lo relacionado con la gastronomía, incluyendo los principales tipos de tabaco.

Darío Cabañas Romano fue de los primeros egresados de la Escuela Superior de Gastronomía, Grythyttan, Universidad de Örebro, Suecia. En ese país llegó a ser Sommelier Consultor para varias líneas de cruceros y Sommelier Jefe del prestigiado Restaurante Stortorgskällaren en Estocolmo.

Con 20 años de experiencia, 12 de ellos en España y Suecia, regresa a México con el objetivo de introducir conceptos profesionales de la sommellerie, informar y difundir de manera responsable la cultura del vino y la gastronomía.

Hoy Darío Cabañas Romano presenta su propia empresa, Sommelierísimo, que ofrece asesoría de negocios, cursos de capacitación, catas, experiencias gastronómicas, gestión de bebidas y control de cavas para empresas, instituciones y particulares.

Conocedor del mercado mexicano, cada vez más exigente, espera que pronto sea creada la carrera universitaria de Sommelier en nuestro país.

Página web: http://sommelierisimo.com




Agregar un comentario