Revela análisis del presupuesto para Pemex que no se ejercen los recursos destinados a combustibles limpios

137


El análisis del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) destinado a Petróleos Mexicanos (Pemex) demuestra que en ninguno de los años revisados desde 2006 hasta 2011 la Cámara de Diputados redujo los recursos asignados por Pemex para los distintos programas relacionados con la calidad de los combustibles y que ha sido la paraestatal quien ha sub-ejercido estos recursos y no ha considerado prioritario destinarlos a la producción y distribución del diesel Ultra Bajo Azufre (UBA).

El Centro Mexicano de Derecho Ambiental (CEMDA) y consultores de Fundar, realizaron una investigación para determinar las razones por las que PEMEX no ha cumplido la Norma 086 que lo obliga a distribuir Diesel UBA en todo el país desde 2009. Pemex ha argumentado la falta de recursos para cumplir en tiempo y forma con el calendario. Sin embargo, el estudio arroja que PEMEX calendarizó recursos que le fueron asignados, pero no los ejerció.

Cabe señalar que, tras la Reforma Energética de 2008 PEMEX cuenta con una mayor autonomía presupuestaria en lo referente a los Programas y Proyectos de Inversión, lo que significa que asigna recursos sin requerir la aprobación de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP). Del mismo modo, puede realizar adecuaciones a su presupuesto sin la aprobación de la SHCP siempre y cuando se respete el balance financiero.

Existen hoy en día cinco programas relacionados con la producción y distribución del diesel UBA, como son el Mejoramiento al Pool de Gasolinas de la Refinería Francisco I. Madero, Estudio de Preinversión para ingenierías básicas de Calidad de Combustibles, Optimización de la Reconfiguración de la Refinería de Minatitlán, Proyecto de infraestructura para desalojar Diesel UBA de la Refineria Miniátitlan a la TAR 18 de Marzo , Proyecto Calidad de los Combustibles fase Diesel Cadereyta y el Proyecto Paquete Ecológico.

“Si bien no se han asignado a Pemex todos los recursos que requiere para cumplir con la totalidad de la NOM 086, los recursos que se le fueron asignados, han sido sub-ejercidos”, comentó Sandra Guzmán, coordinadora de Políticas Públicas de CEMDA. “El análisis realizado mostró que la tendencia es que no se cumple con los calendarios de gasto que establece PEMEX,[1] lo que parece indicar que PEMEX Refinación, en principio, no está asignando (y por consiguiente ejerciendo) los recursos necesarios para cumplir con los compromisos adoptados para la mejora de la calidad de los combustibles”.

En general los resultados del análisis señalan que:

PEMEX calculó unos recursos para cumplir con los programas y proyectos sobre calidad de los combustibles. Sin embargo, en todos los años de estudio asignó mucho menos de los recursos calculados (calendarizados).

De los recursos que sí asignó a estos programas y proyectos y que fueron aprobados por el Congreso, PEMEX subejerció una gran parte. Esto pese a que de 2007 a 2010, -con excepción de 2009-, PEMEX obtuvo ingresos por encima de lo estimado.

PEMEX es quien define sus prioridades de asignación por lo que es la paraestatal la que debe colocar la distribución de diesel en todo el país como prioridad.

Hasta el momento, la prioridad de PEMEX ha estado en la Exploración y Producción, rubro al que ha dedicado -de media entre 2006 y 2011- alrededor del 85% de sus recursos. Sin embargo, a Refinación sólo destinó el 11% y únicamente un 0.005% fue asignado para la mejora de la calidad del Diesel. Pese a la pequeña cantidad de recursos que esto supone, PEMEX no gastó la totalidad de los mismos. La lectura que se extrae de estos hechos es que PEMEX no está considerando como prioridad la mejora del Diesel y, por tanto, no está avanzando hacia el cumplimiento de los compromisos adquiridos en este sentido.

A PEMEX no le ha importado la distribución del diesel UBA, pese a los beneficios a la salud, a la economía y a la competitividad que de su distribución se derivan.

“El incumplmiento de la norma es sumamente grave toda vez que su retraso ocasiona que no se puedan actualizar otras normas como las que controlan la emisión de partículas suspendidas (pm 2.5 y PM 10) como la NOM 044 para vehículos pesados y que son altamente dañinas para la salud”, recalcó Sandra Guzmán.

Por otro lado, Hilda Martínez, Directora de Cambio climático y Calidad del Aire del Centro de Transporte Sustentable (CTS), señaló que la falta de distribución del Diesel UBA impide la entrada al país de vehículos y tecnologías más eficientes que ayuden no sólo a reducir las emisiones de material particulado, sino también de Gases Efecto Invernadero (GEI) causantes del cambio climático, que además permitirían a México ser más competitivo  y a los dueños de vehículos tener ahorros sustanciales al consumir menos gasolina.

De acuerdo con el estudio Evaluación socioeconómica de la reducción del contenido de azufre en gasolina Magna y Diesel, elaborado por el Instituto Nacional de Ecología (INE), de haberse cumplido la norma en tiempo y forma, en el periodo de 2008-2040, en total, se habrían evitado más de 46 mil muertes, casi 209 mil casos de bronquitis crónica, cerca de 11 millones de días perdidos de trabajo y aproximadamente 100 millones de días de actividad restringida.

Al respecto, Gerardo Moncada, Coordinador de Transporte de El Poder del Consumidor, indicó que “Pemex tiene una deuda creciente con la sociedad mexicana. A pesar de contar en los últimos seis años con los recursos necesarios para mejorar sus procesos, sigue generando combustibles sucios que dañan a la población y ocasionan grandes pérdidas al país. Incluso ha impedido que los consumidores contribuyan a mejorar la calidad del aire pues no pueden adquirir la mejor tecnología de transporte, ya que ésta requiere bajos contenidos de azufre en el combustible”.

Con respecto a los impactos en la salud, Juan Martín Pérez García, director ejecutivo de la Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM), apuntó que, a pesar de los logros alcanzados, algunos rubros del derecho a la salud de niñas y niños aún permanecen sin una medida de regulación adecuada. “El aire que respiran los niños constituye una fuente importante de exposición a sustancias que pueden perjudicar su salud. Estudios recientes destacan que el daño ocasionado por las exposiciones de contaminantes ambientales en la infancia temprana cuando los pulmones y los sistemas inmunológicos no se han desarrollado por completo plantean preocupaciones de que tal vez los niños podrían responder con mayor adversidad que los adultos”[2].

Explicó que algunos indicadores de salud nos alertan del incremento de Infecciones Respiratorias Agudas (IRA) subsecuentes en entidades como Distrito Federal, Estado de México y Jalisco, por ejemplo, en el año 2000 sólo el 14.7 % del total de casos se atendía por IRA-subsecuente, para 2005 subió al 21% y en 2008 alcanzó el 25.3 % del total de casos (SINAIS, 2000-2008) De las defunciones por asma en la población de 0 a 17 años, el 58% de los casos fue en población de 0 a 4 años de edad. [3]

Por todo lo anterior, las organizaciones agrupadas en la campaña ¡Respira México! (www.respiramexico.org.mx) consideran necesario:

Que PEMEX publique el nuevo calendario que sustituirá a la NOM 086, para dar certeza de cuándo se cumplirá y preparar a la industria y sus usuarios.

Plantear una distribución paulatina. Inicialmente el Diesel se distribuyó en tres zonas metropolitanas, por lo que ahora es necesario trazar una nueva ruta para la distribución en puntos clave del país en donde es más necesario, buscando distribuirlo en todo el país a la brevedad.

Que PEMEX comience a asignar los recursos que calendariza para los programas y proyectos de calidad de los combustibles. Es decir, que asigne los recursos que calculó necesitar para el cumplimiento de sus compromisos en esta materia.

Que existan mecanismos de transparencia y rendición de cuentas sobre el presupuesto de PEMEX, de forma que exista la obligación de que los recursos que se asignan se usen para los fines que fueron elegidos y aprobados por el Congreso.

Que tanto PEMEX como la SHCP y el Congreso consideren dentro de la asignación y aprobación del presupuesto aquellas medidas que tendrán impactos en la salud y en el ambiente, pues al final, el costo de no distribuir el diesel será más elevado para el país que el de cumplir con la actual normatividad.

[1] El calendario de gasto hace referencia a los recursos que PEMEX Refinación estimó que necesitaría erogar por año para alcanzar las metas del programa o proyecto.

[2]Schwartz, 2004.

[3]SINAIS, 1979-2009




Agregar un comentario