Angélica Y Enrique: La boda del año 2010

359

Por el Lic. Mauro Jiménez Lazcano,
Director General de Macroeconomía

Angélica y Enrique se conocieron por una casualidad generada por un litigio constitucional iniciado por la oposición política en el Estado de México.
En el año 2007 los partidos políticos adversarios pugnaron porque Enrique Peña Nieto no apareciera más en televisión en spots políticos; entonces, surgió Angélica Rivera, una joven artista, anunciando los proyectos y las obras del Gobierno del Estado de México; eso dió lugar a un encuentro feliz en el que Cupido intervino, aunque sería una exageración decir que la lucha política en el Estado de México fue la causante principal de esta boda, calificada como la boda del año 2010.
Fue una boda austera y tranquila, el 27 de noviembre de 2010, en que a la ceremonia en la Catedral de Toluca solamente asistieron 50 invitados, en su mayor parte familiares de ella y de él, entre ellos y particularmente, sus hijos, que fueron los padrinos.
Enrique entró a la iglesia del brazo de su hija Paulina de 16 años.
Al salir de la Catedral, caminaron por la Plaza Principal de la Ciudad de Toluca y se dirigieron a una recepción a la que asistieron 200 personas, además de familiares, colaboradores, amigos y algunos gobernadores y políticos.
Fue un encuentro feliz entre dos personas maduras y juveniles, deseosas de reconstruir sus vidas familiares.
Pero sí es verdad que de no haber sido por la polémica política y la oposición de los partidos que interpusieron un litigio basado en una reforma constitucional del año 2007, tal vez no se hubiera producido este encuentro amoroso que terminó en matrimonio, al que le deseamos una felicidad completa a la que tienen derecho tanto Angélica Rivera como Enrique Peña Nieto. Felicidades.




Agregar un comentario