La tragedia de Haití: epítome del Colonialismo y del Imperialismo Occidental

223

La  tragedia de Haití provocada por los movimientos telúricos recientes ha dejado al descubierto el producto perverso del Colonialismo, primero de los siglos XVI al XIX y de su continuador el Imperialismo económico en el Siglo XX; sistemas económicos depredadores que hicieron de Haití un pueblo desolado, analfabeta, empobrecido, sin sistemas de salud y sin defensa social alguna.
Primero, el Colonialismo Occidental depredó e hizo desaparecer casi por completo la población indígena en el siglo XVI a causa de la explotación y las enfermedades; después, ese territorio TERREMOTO EN HAITIhaitiano fue convertido en estación del tráfico de esclavos africanos, y el régimen francés de los siglos XVII, XVIII y XIX creó las peores condiciones de vida para los nuevos pobladores africanos.
En el siglo XX, en 1915, los Estados Unidos ocuparon el país haitiano y durante 19 años ejercieron un protectorado, hasta 1934, cuando bajo la protección de Washington se instaló la más atroz dictadura encabezada primero por Duvalier y heredada mucho tiempo después a su hijo “Babe Doc” Duvalier; época en que se cometieron los peores crímenes contra la población y, sobre todo, contra los revolucionarios y rebeldes, para lo cual Papa Doc y “Babe Doc” Duvalier utilizaron a los temibles “tonton-macutes”; matones desalmados.
Numerosos liberales haitianos, pensadores e intelectuales, murieron en actos revolucionarios contra la dictadura entonces apoyada por Washington, y muchos de ellos se refugiaron en México, donde se asimilaron como estudiantes y maestros de diversas especialidades en la Universidad Nacional Autónoma de México y otros institutos de educación y cultura mexicanos.
Hoy, aflora la realidad de lo que produjeron primero el Colonialismo Europeo de los siglos XVI al XIX y luego de la dominación del Imperialismo Norteamericano del siglo XX. Haití es el epítome, la demostración de lo que hicieron el Colonialismo y el Imperialismo con los pueblos explotados, entre ellos México, que durante ya dos siglos ha luchado por su Independencia económica y política y que todavía no logra romper por completo las ataduras de la dominación exterior.

El Director
Lic. Mauro Jiménez Lazcano




Agregar un comentario