Un sistema financiero y fiscal sano, con incentivos en el mercado laboral, bases del crecimiento económico: Guillermo Ortiz

142

Por el Dr. Guillermo Ortiz

Antes que nada deseo agradecer nuevamente su participación a mis colegas banqueros centrales, a los distinguidos académicos, a los representantes de organismos internacionales y a los que contribuyeron al éxito de este evento. Todos han sido generosos con su tiempo, entusiasmo y perspectivas. La calidad de las distintas presentaciones es testimonio del trabajo y el empeño que puso cada uno de los conferencistas en la elaboración de sus ponencias. Estoy seguro de que coinciden conmigo en que las presentaciones han sido muy interesantes y nos dejan importantes lecciones y temas para reflexión futura.
pag42-195Quisiera cerrar esta Conferencia con unas breves consideraciones finales basadas en lo expuesto a lo largo de la misma.
El Profesor Heckman nos recordó las ineficiencias estáticas y dinámicas que se producen como resultado de la excesiva regulación y de las estructuras monopolísticas en la economía. Se argumentó que estas ineficiencias tienen como consecuencia la disminución del crecimiento de la productividad y de la formación de habilidades. De su presentación conviene destacar también la conclusión de que el sector informal es una respuesta a estas ineficiencias así como la importancia de efectuar diagnósticos cuidadosos cuando se aborda el tema de la segmentación de mercados entre el sector formal e informal. Resaltó también la importancia de la inversión en programas que promuevan las capacidades de los más pequeños, debido a los altos beneficios que esto conlleva en el largo plazo.
En la conferencia se destacó la importancia del marco institucional para el crecimiento económico. Se resaltó que existe una estrecha correlación entre el desarrollo institucional y el nivel de ingreso en el largo plazo. Sin embargo, Arvind Subramanian enfatizó que las instituciones no son una condición ni necesaria ni suficiente para el crecimiento en horizontes de más corto plazo. Por ello, las recomendaciones de cambio institucional para países en desarrollo no pueden simplemente basarse en las instituciones existentes en los países avanzados, sino que deben reconocer las idiosincrasias de cada país. Se coincidió que el crecimiento puede darse aún sin gran desarrollo institucional, pero que es importante impulsarlos paralelamente, aun cuando no existe una receta para ello. En particular, para mejorar las posibilidades de un crecimiento sostenido.
Por otro lado, se argumentó que la dotación de factores determina en gran medida la estructura económica de los países. El reto para los gobiernos es orientar al mercado, la institución más importante para la asignación eficiente de los recursos, para que se aprovechen las ventajas comparativas y se promueva el cambio estructural conforme evoluciona la dotación de factores. Esto requiere una intervención inteligente del gobierno que consiste en la provisión de bienes públicos y una regulación adecuada. Por último, se puntualizó que este proceso de cambio debe ser acompañado por el desarrollo de una estructura financiera acorde a la escala de las empresas. (Yifu Lin) En la pag45-195mesa sobre capital humano, se puso gran énfasis en la necesidad de aprovechar de forma eficiente los recursos que se destinan a la educación, siendo más importante la calidad que el monto mismo de estos recursos. Además, se mencionó la importancia de descentralizar el modelo de gestión pública de la educación básica en México y se recomendó la introducción de principios meritocráticos en la gestión de las instituciones, de los maestros y en la trayectoria escolar de los estudiantes. (Arturo Fernández)
Basándose en la experiencia de los países miembros de la OECD, se destacó la contribución al crecimiento de la inversión en capital humano y que esta inversión es fundamental para que los países retomen la senda de crecimiento, sobre todo después de ser afectados por una crisis. Asimismo, se destacó que se generan importantes sinergias cuando existe movilidad de factores, mercados abiertos y acceso a fuentes globales de conocimiento. (Padoan)
El tema de la competencia y su efecto sobre el crecimiento se abordó desde una perspectiva tanto teórica como práctica. Así, se enfatizó que sin competencia no hay crecimiento, ya que es un elemento indispensable para el buen funcionamiento de los mercados. Corroboramos, en la exposición referente a la competencia en México, los beneficios que ha tenido abrir la competencia en algunos sectores como las aerolíneas y el sistema de Afores. Por otro lado, se mencionaron los grandes retos que tenemos por delante para eliminar barreras a la competencia en algunos sectores clave de la economía. Se destacó que, a pesar de que en algunas ocasiones la innovación y la competencia pueden no ser complementarias, la competencia es absolutamente necesaria para generar crecimiento.
Con respecto a la provisión de insumos a través de redes, (McAfee) se resaltó su papel central en la promoción del crecimiento económico. En particular, este tipo de redes tienen características parecidas a los bienes públicos que impulsan la productividad de los trabajadores y potencian la eficiencia económica. Se comentó la importancia de que sea la sociedad en su conjunto quien se beneficie de estas externalidades y no un conjunto de empresas particulares.
Se reafirmó la relación que existe entre la estabilidad de precios, el desarrollo financiero y el crecimiento económico y, en particular, que la mejor contribución que los bancos centrales pueden hacer al crecimiento económico es procurar la estabilidad de precios. No obstante, se comentó que después de la crisis, se observan dos realidades: 1) que la estabilidad de precios es condición necesaria pero no suficiente para promover el crecimiento, y 2) que la  inestabilidad financiera puede poner en riesgo la estabilidad de precios (Fernández Ordóñez).
Se resaltó la disyuntiva que existe actualmente entre el balance apropiado de innovación financiera y la toma de riesgos. Se comentó que, entre las lecciones de la actual crisis, destacan la necesidad de intensificar la supervisión y regulación de las instituciones que pudieran representar un riesgo sistémico, la aplicación de regulación macroprudencial y la implementación de mecanismos que permitan resolver conflictos financieros. (Lipsky). También, se señaló que la crisis actual presenta pag44-195nuevos retos para la política monetaria, ya que se requiere mayor atención sobre la estabilidad financiera sin poner en riesgo el objetivo de estabilidad de precios y la autonomía del banco central.
Se argumentó que el desarrollo financiero resulta crucial para fomentar el crecimiento económico (Levine) ya que permite la movilización del ahorro y promueve su canalización a sus usos más productivos, permite la distribución y diversificación de los riesgos y sirve para supervisar a las empresas que utilizan el capital en la economía. Un sistema financiero sano apoya el desarrollo tecnológico y facilita la entrada de empresas más eficientes a ,las distintas industrias, lo que promueve una sana competencia.
Se destacó el efecto de la actual crisis sobre el empleo, las perspectivas de jubilación de la población y sobre las finanzas públicas. En particular, se resaltó la relación entre un sistema financiero y fiscal sano, y la posibilidad de mejorar el esquema de incentivos en el mercado laboral, así como la provisión eficiente de servicios de salud, sentando con ello bases sólidas para el crecimiento económico (Kotlikoff).
Con base en la experiencia de México, se argumentó que bajo algunas circunstancias la política social puede fomentar la informalidad. Esto debido a que su diseño cambia los precios relativos en contra de empleos en el sector formal de alta productividad. (Levy)
Para terminar, sólo quisiera señalar que espero que esta conferencia haya servido para enriquecer nuestro conocimiento de las fuerzas que operan en los países para generar crecimiento económico. En particular, espero que las deliberaciones que hemos tenido a lo largo de la conferencia resulten útiles para los líderes políticos, los asesores de organismos internacionales, los que toman las decisiones de política económica y todos aquellos que compartimos el importante objetivo de promover el crecimiento económico con el fin de mejorar el bienestar de los habitantes en nuestros países. Muchas Gracias




Agregar un comentario