Hugo Cervantes del Río, uno de losconstructores del México moderno
19 septiembre 2008
Autor: admin
Sección: Cultura

pag51-181Dentro de la descripción que hace de los dirigentes de los pueblos el filósofo Ortega y Gasset (Mirabeau o el político), clasificándolos en el paradigma del Político y el Científico, Hugo Cervantes del Río encuadraba en el del Político. Era un político perfecto: pulcro, diplomático, eficaz; terso, fino, sereno, agudo, realizador.

A su mentalidad y percepción políticas no escapaba nada; tenía una interpretación correcta de los acontecimientos políticos y su conducta siempre fue congruente con su ideología, con su personalidad, con su ética de hombre de Estado moderno.

Fue Hugo Cervantes del Río uno de los grandes constructores del México moderno; de la infraestructura económica que todavía sostiene a nuestro país: promotor y realizador de grandes obras públicas como carreteras, puentes, puertos, aeropuertos, presas hidroeléctricas.

De aguda inteligencia política y limpieza en su desempeño administrativo, se desempeñó lo mismo bajo el régimen del licenciado Adolfo López Mateos, que bajo el del licenciado, Gustavo Díaz Ordaz, y de manera destacada en el Gobierno del Presidente Luis Echeverría Alvarez y luego en la Administración del Presidente José López Portillo.

Siendo yo un joven periodista me tocó presenciar y reportar la inauguración por el licenciado Hugo Cervantes del Río del gigantesco puente levadizo sobre el río Coatzacoalcos que evitaba el uso de las pangas y modernizaba las comunicaciones en el Sureste mexicano; después, asistí a la inauguración también con él, siendo director de Caminos y Puentes, de la Súper Carretera México-Puebla, todo bajo el régimen del licenciado Adolfo López Mateos.

Luego, el licenciado Gustavo Díaz Ordaz lo nombró Gobernador del Territorio de Baja California Sur, donde realizó una gran tarea de modernización, de comunicaciones y de impulso económico de todo ese territorio tan rico, que ahora se asoma como uno de los Estados de la República con mayor futuro económico a base del desarrollo del turismo las pesquerías y otras actividades económicas: pero Cervantes del Río estaba ahí, cuando todo empezaba.

Fue el mismo Hugo Cervantes del Río, quien todavía como Gobernador del Territorio de Baja California Sur, le propuso al Candidato Presidencial Luis Echeverría Alvarez la construcción de la Carretera Transpeninsular, desde Los Cabos hasta Tijuana, pasando por La Paz, Mulegé, Guerrero Negro, San Quintín, Ensenada y Tijuana, sugerencia que el Candidato recogió y que con el esfuerzo y la coordinación de todos los elementos necesarios hizo realidad durante su gobierno, creando nuevas condiciones de vida y para el desarrollo económico y social tanto de Baja California Sur como de Baja California Norte. El desarrollo de Baja California Sur fue tan grande en tan poco tiempo que dio lugar a su transformación política en Estado Libre de la República junto con el territorio de Baja California Norte y el de Quintana Roo.

A Hugo Cervantes del Río le toco ser un actor de primer nivel en la vida política y administrativa del país; desempeñó los más altos cargos administrativos y políticos y dejó una huella de rectitud, de limpieza y honradez.

Bajo el régimen del Presidente Luis Echeverría fue nombrado secretario de la Presidencia de la República, que fue la dependencia encargada de impulsar el desarrollo económico y social del país, a través de inversiones y planeación de las mismas; desde su dependencia se realizaron las políticas públicas de desarrollo económico que estableció entonces el Ejecutivo Federal, que se conjugaron en el Plan Nacional de Desarrollo más grande proyectado hasta entonces y que permitió la extensión de la educación pública a todos sus niveles, mediante la construcción de institutos tecnológicos y universidades públicas, el Consejo Nacional para la Ciencia y Tecnología (CONACYT); la construcción de innumerables planteles escolares de primaria y secundaria; el desarrollo de la infraestructura de salud, tanto a través del Seguro Social como de la Secretaría de Salubridad y Medio Ambiente.

Creó Cervantes del Río, por instrucciones del Presidente Luis Echeverría la Comisión Nacional de Puertos que construyó nuevos puertos, como el de Ciudad Madero, en Chiapas y modernizó los demás, ampliando sus capacidades y sentando las bases para el desarrollo actual: también se crearon nuevos aeropuertos en el país y se modernizó el de la Ciudad de México.

En el ramo turístico, fue Cervantes del Río el impulsor de Baja California Sur, pero sobretodo de los grandes desarrollo turísticos en el Sureste como Cancún, en Quintana Roo e Ixtapa-Zihuatanejo en Guerrero, estando atento en la creación del Fondo Nacional de Turismo, FONATUR.
En el campo del desarrollo social, Cervantes del Río también fue un actor para apoyar y desarrollar el INFONAVIT, que desde entonces ya se planteaba como la gran institución destinada a satisfacer las necesidades habitacionales de la clase trabajadora mexicana, creándose así la institución que es ahora el timbre de orgullo de los gobiernos recientes.

Luego, como director de la Comisión de Electricidad, bajo el régimen del Presidente José López Portillo, Cervantes del Río fue el factor decisivo para la terminación y construcción de las grandes obras hidroeléctricas del Sureste mexicano, de Malpaso y Chicoasen; desarrolló y perfeccionó la Planta Núcleo eléctrica de Laguna Verde, en Veracruz, que inició el gobierno del licenciado Luis Echeverría y terminó el gobierno del Licenciado José López Portillo.

Fue Cervantes del Río el eje humano y administrativo de las obras públicas de toda una época, obras de infraestructura y de desarrollo humano que todavía subsisten y que son la base de lo que se ha logrado en los últimos tiempos.

Hugo Cervantes del Río fue un hombre de acción, pero también de pensamiento filosófico: fue un político con ética; encarnó la Nueva Política, a la que se refería el mismo José Ortega y Gasset (Vieja y Nueva Política); una nueva política que buscaba la equidad y la justicia social para el pueblo mexicano, en un marco de desarrollo económico y social.
Hombre ejemplar, político en el sentido del dirigente que se preocupa y ocupa por el desarrollo y bienestar de su país, de su población, del conjunto de hombres y mujeres al que perteneció, Hugo Cervantes del Río aportó su esfuerzo y su genio al servicio de México, en la marcha eterna y permanente de nuestro pueblo hacia su glorioso destino.

Compartir:
  • E-mail this story to a friend!
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Viadeo
  • Google Bookmarks
  • Yahoo! Bookmarks
  • Twitter
  • Technorati
  • Imprimir

Comentarios
No hay comentarios en “Hugo Cervantes del Río, uno de losconstructores del México moderno”