“Chóforo” para Presidente de Tianguistengo, Hgo.

591

pag49-181“Chóforo” Rodríguez es un líder natural de la comunidad de Tianguistengo, Hidalgo; desde niño quiso servir a los demás, tal vez porque era el más fuerte de sus compañeros y amigos; hombre de negocios exitoso ahora, a la mitad de su vida productiva, desea llegar por elección democrática a la Presidencia Municipal del pueblo donde nació; las elecciones serán el 9 de noviembre próximo, y para ello, tendrá que trabajar mucho y gastar poco dinero.

“Hay mucho que hacer por la población: la mayoría de los jóvenes están desempleados y muchos optan por irse de braceros; el pueblo se está quedando con niños y personas mayores. Por ahora, hay algunas maquiladoras de pantalones y camisas de mezclilla, para hombre y mujer y algunos otros productos, que son de la mejor calidad y que exportan; pero hay que hacer más”.

Recorre el pueblo de Tianguistengo, a pie, todo el mundo lo saluda con sonrisas; lo conocen bien y lo apoyan. Tiene planes para mejorar las vialidades, el drenaje municipal, la seguridad pública; pero sobre todo la educación. “Es ahí, en la educación, donde debemos aumentar el esfuerzo, la inversión y la dedicación para llegar a los mejores niveles, y que los niños y jóvenes de Tianguistengo puedan figurar entre los mejores y más aptos del país”.

Tianguistengo, Hidalgo, es una bella población donde empieza la Huasteca: con cerros verdes y arroyos que rápido se vuelven ríos; donde las nubes salen de la tierra y se respira un oxígeno puro, que prolonga la salud y la vida, y hasta el buen humor. Todos los tianguistenguenses son amables, cordiales y generosos con los visitantes; en las viejas casas coloniales del centro se construyeron temascales, baños de vapor indígena, donde los criollos se refrescaban y aseaban a sus hijos.

A los visitantes les dan ganas de quedarse a vivir ahí en largas vacaciones, porque el ambiente y la naturaleza no pueden ser mejores.

Después de rebasar la cima de la Alta Cordillera Hidalguense, luego de haber pasado por la sorprendente, por su progreso, ciudad de Pachuca, yendo desde la Ciudad de México, se llega a Zacualtipán, progresista ciudad comercial, y entonces empieza el descenso hacia la Huasteca para encontrar, primero que nada, a la ciudad de Tianguistengo: alegre, antigua pero jovial, con casas pintadas de colores llamativos y un mercado y un zócalo tranquilo y agradable.

¡”Chóforo”! le gritan sus paisanos, al verlo pasar, y le agradecen algún servicio que les hizo recientemente. “Yo dinero no busco, porque ya tengo lo suficiente para vivir tranquilo con mi familia; lo que quiero es servir a mi gente, a los que conocí desde cuando era yo niño muchos de los que ahora ya son mayores y otros que son mis compañeros”, dice “Chóforo” Rodríguez, mientras se dirige al cerro, para guardar su ganado.

Las elecciones del 9 de noviembre, no serán tan difíciles, y “Chóforo” cree ganarlas con cierta facilidad, porque ahora tiene una estructura humana importante que ha logrado conjuntar desde hace tiempo. (MJL)




Agregar un comentario